La energía que utiliza Toyota Argentina para producir vehículos en su planta de Zárate proviene 100% de energías renovables, más precisamente de fuentes eólicas propiedad de YPF Luz.

La iniciativa en la planta de Zárate, que posee una capacidad productiva de 140.000 unidades anuales, responde a los objetivos ambientales de la compañía japonesa a nivel mundial.

Ahorro y origen

La energía eólica suministrada desde el inicio del convenio en noviembre de 2018 permitió ahorrar hasta el 31 de agosto de 2020 un total de 17.702 toneladas de CO2. Con la provisión que se agrega ahora, Toyota ahorrará recursos energéticos tales como 7.068 m3 de gasoil u 11,9 millones de m3 de gas natural que se necesitarían para generar esa misma energía en una planta termoeléctrica. Esto proporcionará un ahorro anual de 38.168 toneladas de CO2.

YPF Luz proveerá la energía eléctrica desde el Parque Eólico Manantiales Behr ubicado en la provincia de Chubut, que cuenta con 30 aerogeneradores y 100 MW de potencia; y desde el Parque Eólico Los Teros I, ubicado en la localidad de Azul, provincia de Buenos Aires, con 32 aerogeneradores de 123 MW de potencia.

El contrato de provisión de energía renovable con YPF Luz tiene una duración de 10 años, por un total de 76.000 MWh/año. La energía eléctrica que utilizará Toyota equivale a 15,9 MW de potencia instalada, la cual representa la generación de más de 4 aerogeneradores para abastecer la demanda de la planta de Zárate y es equivalente al consumo de 21.111 hogares.

Desafío ambiental

“El cuidado ambiental, tanto desde el punto de vista de la producción industrial como en la incorporación de nuevas tecnologías para nuestros vehículos, es una prioridad de nuestra gestión”, sostuvo Daniel Herrero, presidente de Toyota Argentina.

Martín Mandarano, CEO de YPF Luz, afirmó que “es un honor acompañar como socio estratégico a Toyota en este hito de sustentabilidad ambiental y poder colaborar con la producción nacional para exportar al mundo”.

Toyota se guía en todo el mundo por una ambiciosa serie de 6 objetivos ambientales que deberán ser alcanzados hacia el año 2050, con el fin de contribuir a la sustentabilidad global.

Frente a desafíos mundiales claves como el cambio climático, la escasez de agua, el agotamiento de recursos y la degradación de la biodiversidad, el Desafío Ambiental Toyota 2050 aspira a reducir el impacto durante todo el ciclo de vida del producto.

Este logro alcanzado en la planta de Zárate corresponde al Objetivo 3: cero emisiones de CO2 en las plantas de fabricación de vehículos. Esta iniciativa le permitirá superar ampliamente la meta global que aspira a alcanzar un 35% de energía renovable en el año 2030.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here