El robo de material de otros creadores de contenidos hizo que ganar dinero en YouTube sea algo relativamente sencillo y de allí que el sitio de videos haya optado por cambiar las políticas para compartir ingresos.

Desde ahora, un canal de YouTube solo podrá acceder al programa YouTube Partner Program cuando consiga 10.000 vistas.

Pero YouTube fue un poco más allá: inició una revisión sobre las postulaciones con el objetivo de comprobar si los usuarios que quieren formar parte de esa comunidad.

Las nuevas políticas solo corren para aquellos creadores de contenidos nuevos, de manera que los actuales youtubers no verán riesgos en sus ingresos.

“Este nuevo tope nos permite conseguir la información suficiente para ver si un canal es válido. Al mismo tiempo, nos permite confirmar si un canal sigue o no las guías comunitarias y políticas comerciales”, dijo YouTube y agregó: “Mantener la meta de 10.000 visualizaciones nos permite sabre que habrá un impacto mínimo entre los nuevos creadores de contenidos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here